/ lunes 19 de agosto de 2019

Claro que Veracruz preocupa y mucho                            

Es lógico que al presidente Andrés Manuel López Obrador le preocupa el estado de Veracruz, más allá de su cercanía familiar y afectiva, se trata de una entidad estratégica en lo político y económico.

Su alumno, el actual gobernador de Veracruz, sin duda es un hombre limpio, comparado con cualquiera de los ex mandatarios, sobre todo en los tres últimos periodos que llevaron al desastre las finanzas, la muy conocida quiebra técnica del estado.

Pero el alumno, por más que ha recibido el balón para meter gol, no le atina, falla y el equipo contrario (los que lo quieren ver caer) con fácil estrategia a falta de defensa, meten uno y otro.

No hay que ser un genio para saber que en Veracruz la gente está inconforme y que ello se va a reflejar en la siguiente elección, donde Morena podría recibir un fuerte revés, de ello, ya fue informado el presidente.

Al gobernador Cuitláhuac se le resbala de las manos el control del estado, tiene a su lado a puro general, esos que presumen mayores habilidades políticas, pero también, que representan viejas mañas que son fáciles de descubrir.

Por ello, es de risa la ofensiva ante los rumores, como lo hemos insistido en este espacio, que podría ocurrir pasando los dos años de gobierno para evitar que MORENA pierda la silla en Palacio de Gobierno en Xalapa.

Y es que Veracruz, ya está ganando la competencia del peor gobierno de MORENA, por qué pareciera que hasta el jugador de futbol Cuauhtémoc Blanco en Morelos, frena un poco más sus ignorantes impulsos y permite a sus asesores actuar.

Mientras acá, la ofensiva ante la rumorología de una salida anunciada después de dos años, es promocionar que trabajan casi, casi las 24 horas; nadie refuta que se apliquen en horario y la responsabilidad encomendada por cierto, a través del voto, sino de las incoherencias, abusos, excesos y falta de sensibilidad, sobre todo, de cercanos colaboradores.

Los empleados de gobierno en cualquier nivel padecen maltrato en diferentes formas; los despidos continúan y el acomodo de cercanos crece.

Ante ello y la falta de medicamentos, inseguridad y parálisis económica, ninguna jornada de 24 por 24 servirá para evitar el rechazo generalizado y sobre todo, el voto de castigo en la próxima.

Ágora

No le atinan. Apenas el fin de semana el gobernador Cuitláhuac García Jiménez promocionó su apoyo a Martí Batres para la reelección en la Presidencia de la Cámara de senadores, pero ayer lunes, como se esperaba, la tabasqueña Mónica Fernández Balboa fue electa para presidir dicha cámara, ósea que desde Veracruz se la jugaron con el gallo equivocado.

@monicamarena

Es lógico que al presidente Andrés Manuel López Obrador le preocupa el estado de Veracruz, más allá de su cercanía familiar y afectiva, se trata de una entidad estratégica en lo político y económico.

Su alumno, el actual gobernador de Veracruz, sin duda es un hombre limpio, comparado con cualquiera de los ex mandatarios, sobre todo en los tres últimos periodos que llevaron al desastre las finanzas, la muy conocida quiebra técnica del estado.

Pero el alumno, por más que ha recibido el balón para meter gol, no le atina, falla y el equipo contrario (los que lo quieren ver caer) con fácil estrategia a falta de defensa, meten uno y otro.

No hay que ser un genio para saber que en Veracruz la gente está inconforme y que ello se va a reflejar en la siguiente elección, donde Morena podría recibir un fuerte revés, de ello, ya fue informado el presidente.

Al gobernador Cuitláhuac se le resbala de las manos el control del estado, tiene a su lado a puro general, esos que presumen mayores habilidades políticas, pero también, que representan viejas mañas que son fáciles de descubrir.

Por ello, es de risa la ofensiva ante los rumores, como lo hemos insistido en este espacio, que podría ocurrir pasando los dos años de gobierno para evitar que MORENA pierda la silla en Palacio de Gobierno en Xalapa.

Y es que Veracruz, ya está ganando la competencia del peor gobierno de MORENA, por qué pareciera que hasta el jugador de futbol Cuauhtémoc Blanco en Morelos, frena un poco más sus ignorantes impulsos y permite a sus asesores actuar.

Mientras acá, la ofensiva ante la rumorología de una salida anunciada después de dos años, es promocionar que trabajan casi, casi las 24 horas; nadie refuta que se apliquen en horario y la responsabilidad encomendada por cierto, a través del voto, sino de las incoherencias, abusos, excesos y falta de sensibilidad, sobre todo, de cercanos colaboradores.

Los empleados de gobierno en cualquier nivel padecen maltrato en diferentes formas; los despidos continúan y el acomodo de cercanos crece.

Ante ello y la falta de medicamentos, inseguridad y parálisis económica, ninguna jornada de 24 por 24 servirá para evitar el rechazo generalizado y sobre todo, el voto de castigo en la próxima.

Ágora

No le atinan. Apenas el fin de semana el gobernador Cuitláhuac García Jiménez promocionó su apoyo a Martí Batres para la reelección en la Presidencia de la Cámara de senadores, pero ayer lunes, como se esperaba, la tabasqueña Mónica Fernández Balboa fue electa para presidir dicha cámara, ósea que desde Veracruz se la jugaron con el gallo equivocado.

@monicamarena

miércoles 14 de agosto de 2019

 ¿Perdón y olvido para Peña?

lunes 12 de agosto de 2019

Morena quiere con todos

miércoles 07 de agosto de 2019

Ahued sigue siendo el emergente

lunes 05 de agosto de 2019

Cobardes silencios

miércoles 31 de julio de 2019

Morena, la barbarie

miércoles 10 de julio de 2019

Duarte, la ansiada venganza contra Peña

lunes 08 de julio de 2019

¿Podrán con Yunes?

lunes 01 de julio de 2019

Recuento de daños

Cargar Más