/ jueves 10 de octubre de 2019

Desaparición de Poderes, improcedente Los nuevos magistrados veracruzanos Alianza Morena-Verde

Desde que el senador Julen Rementería anunció que la bancada panista en el Congreso pediría la desaparición de poderes en Veracruz, se sabía que dicho planteamiento no tendría futuro.

La Comisión de Gobernación del Senado ya dictaminó que la propuesta de Rementería no es procedente, lo cual se veía venir de antemano: primero, porque los diputados y senadores del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) son mayoría en sus respectivas cámaras; y segundo, porque simplemente no hay argumentos válidos que hagan pensar que la desaparición de poderes es viable en este caso.

El extitular de la SIOP durante la administración de Miguel Ángel Yunes sostenía que en virtud de los elevados índices delictivos, era necesario que el Senado destituyera tanto al gobernador como al Poder Legislativo.

Parece que al panista se le olvidó que la incidencia delictiva ya era alta en la entidad desde los gobiernos de Fidel Herrera, Javier Duarte y, por supuesto, Miguel Ángel Yunes, administración de la que fue parte.

Al final de la historia, la Comisión de Gobernación del Senado consideró que la desaparición de poderes en Veracruz, Tamaulipas y Guanajuato era improcedente, dado que ninguna de esas solicitudes cumplía con los requisitos que establece el Artículo 76 de la Constitución.

La única intención que evidenció Julen Rementería en este caso fue hacer un poco de ruido y probablemente lo logró; sin embargo, el anuncio contra el Gobierno del Estado careció de argumento y fundamento. En pocas palabras, fue sólo una ocurrencia. Julen se aventó como El Borras, aquel personaje de la serie de los Beverly de Peralvillo, difundida por la televisión mexicana a finales de los 60 e inicios de los 70.

Los nuevos magistrados veracruzanos

Este viernes, si no hay cambios de última hora, los diputados del Congreso de Veracruz sesionarán para sacar adelante las designaciones pendientes de seis magistrados del Poder Judicial Estado.

Al margen de los pronunciamientos de partidos como el PRD y PRI, se espera que el asunto quede resuelto.

Difícilmente tendrán eco los pronunciamientos de priistas y perredistas, sobre todo porque esas fuerzas políticas representan muy poco en la Legislatura del Estado; el PRD sólo tiene una curul y en el PRI, los legisladores se mueven con agenda propia, sin tomar en cuenta la línea marcada por su partido. Además, a la actual dirigencia estatal del tricolor prácticamente los diputados no la toman en cuenta.

El caso de los panistas es diferente, porque esa sí es una bancada con peso por el número de sus integrantes. Será ahí, entre las bancadas de Morena y PAN, donde tendrá que haber acuerdos, si es que existe la intención de destrabar ese pendiente.

Alianza Morena-Verde

Contrario a lo que pasa con el PAN, donde no se vislumbra la posibilidad de una coalición con otros partidos en el proceso de 2021, en Morena prácticamente se da como un hecho la alianza con el Partido Verde.

En los círculos más cercanos al Movimiento se dice que no sería extraño ver a figuras como Javier Herrera Borunda, hijo del exgobernador Fidel Herrera; Alberto Silva Ramos, exvocero de Javier Duarte, y Juan Manuel Velázquez Yunes, exalcalde y exdiputado por el distrito de Perote, postulados por esa posible alianza política. Veremos cómo les va. @luisromero85

Desde que el senador Julen Rementería anunció que la bancada panista en el Congreso pediría la desaparición de poderes en Veracruz, se sabía que dicho planteamiento no tendría futuro.

La Comisión de Gobernación del Senado ya dictaminó que la propuesta de Rementería no es procedente, lo cual se veía venir de antemano: primero, porque los diputados y senadores del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena) son mayoría en sus respectivas cámaras; y segundo, porque simplemente no hay argumentos válidos que hagan pensar que la desaparición de poderes es viable en este caso.

El extitular de la SIOP durante la administración de Miguel Ángel Yunes sostenía que en virtud de los elevados índices delictivos, era necesario que el Senado destituyera tanto al gobernador como al Poder Legislativo.

Parece que al panista se le olvidó que la incidencia delictiva ya era alta en la entidad desde los gobiernos de Fidel Herrera, Javier Duarte y, por supuesto, Miguel Ángel Yunes, administración de la que fue parte.

Al final de la historia, la Comisión de Gobernación del Senado consideró que la desaparición de poderes en Veracruz, Tamaulipas y Guanajuato era improcedente, dado que ninguna de esas solicitudes cumplía con los requisitos que establece el Artículo 76 de la Constitución.

La única intención que evidenció Julen Rementería en este caso fue hacer un poco de ruido y probablemente lo logró; sin embargo, el anuncio contra el Gobierno del Estado careció de argumento y fundamento. En pocas palabras, fue sólo una ocurrencia. Julen se aventó como El Borras, aquel personaje de la serie de los Beverly de Peralvillo, difundida por la televisión mexicana a finales de los 60 e inicios de los 70.

Los nuevos magistrados veracruzanos

Este viernes, si no hay cambios de última hora, los diputados del Congreso de Veracruz sesionarán para sacar adelante las designaciones pendientes de seis magistrados del Poder Judicial Estado.

Al margen de los pronunciamientos de partidos como el PRD y PRI, se espera que el asunto quede resuelto.

Difícilmente tendrán eco los pronunciamientos de priistas y perredistas, sobre todo porque esas fuerzas políticas representan muy poco en la Legislatura del Estado; el PRD sólo tiene una curul y en el PRI, los legisladores se mueven con agenda propia, sin tomar en cuenta la línea marcada por su partido. Además, a la actual dirigencia estatal del tricolor prácticamente los diputados no la toman en cuenta.

El caso de los panistas es diferente, porque esa sí es una bancada con peso por el número de sus integrantes. Será ahí, entre las bancadas de Morena y PAN, donde tendrá que haber acuerdos, si es que existe la intención de destrabar ese pendiente.

Alianza Morena-Verde

Contrario a lo que pasa con el PAN, donde no se vislumbra la posibilidad de una coalición con otros partidos en el proceso de 2021, en Morena prácticamente se da como un hecho la alianza con el Partido Verde.

En los círculos más cercanos al Movimiento se dice que no sería extraño ver a figuras como Javier Herrera Borunda, hijo del exgobernador Fidel Herrera; Alberto Silva Ramos, exvocero de Javier Duarte, y Juan Manuel Velázquez Yunes, exalcalde y exdiputado por el distrito de Perote, postulados por esa posible alianza política. Veremos cómo les va. @luisromero85

martes 19 de noviembre de 2019

PRD y PAN, los escenarios

viernes 15 de noviembre de 2019

Veracruz, un presupuesto austero

jueves 14 de noviembre de 2019

Disculpa y justicia para pensionados

viernes 08 de noviembre de 2019

Violencia impacta a la UV

jueves 07 de noviembre de 2019

El proyecto de Zona Metropolitana en Tuxpan

Cargar Más