/ miércoles 19 de mayo de 2021

Turismo, en la peor crisis

La pandemia del Covid-19 ha generado una crisis que no tiene precedentes inmediatos en la historia de nuestro país.

Rafael García González, presidente del Capítulo México del Consejo Nacional Empresarial Turístico y presidente de la Asociación de Hoteles de la Ciudad de México comenta que todo lo que ha circundado a esta enfermedad ha significado un parteaguas en la hotelería.

Durante el webinar Análisis de la Situación Hotelera, impartido por Cessa Universidad, explicó que en 2019 el turismo representaba el 8.7 por ciento del PIB nacional y generaba 4 millones de empleos directos, mientras que la hotelería en particular generaba 700 mil empleos directos en el país y, si se sumaban los empleos indirectos, esta cifra alcanzaba los 3 millones de puestos de trabajo.

Sin embargo, con la llegada de la pandemia, en abril, mayo y junio del año pasado los hoteles tuvieron una ocupación de entre el 2.9 y el 3.17% y se perdieron más de 118 mil empleos formales en el sector entre los meses de febrero y agosto de 2020, sin contar aquellas personas que laboraban por honorarios o en otros sistemas y también se quedaron sin trabajo, aclaró.

“Además, estamos muy orgullosos de decir que en la Ciudad de México se otorgaron a médicos y enfermeras 45 mil noches de cortesía, lo que se corresponde con una colaboración equivalente a 45 millones de pesos para combatir esta contingencia, pero que también afectó a nuestros fondos”.

La situación anterior, indicó, hizo que el sector hotelero se encontrara en una crisis tremenda de liquidez, por lo que para seguir abiertos se buscó hablar con sindicatos y trabajadores para mantener los empleos, se negociaron con los proveedores los pagos y adeudos, y se dio prioridad a la capacitación en línea para dar a conocer los nuevos protocolos de salud.

García González señaló que, aunque la reapertura de los hoteles en julio del año pasado permitió que la ocupación subiese un poco, esta va a ser una recuperación muy lenta hasta que la mayoría de la población reciba la vacuna o exista una cura determinada.

Sumado a esto, aunque para este año se proyectó invertir 38 millones de pesos para el turismo, el 93% de este presupuesto se destinará al Tren Maya, mientras que para la secretaría de turismo queda una cuarta parte de las cifras que se venían manejando y se suspendió la promoción, por lo que se augura un año muy complicado, añadió.

El empresario explicó que, para revertir esta situación y dado que se espera que en próximos meses el 95% del turismo sea nacional y solamente el 5% sea internacional, se está proponiendo al poder legislativo que sean deducibles los viajes de hasta por 50 mil pesos, que la deducibilidad en restaurantes sea del 100% y que se apliquen descuentos en las casetas de peaje de hasta el 50%, lo que permitirá promover los viajes terrestres.

Esto es a nivel nacional, a nivel estatal y en Xalapa, ni se diga, donde hemos tenido un gobierno completamente desinteresado por este sector de la economía. El cordobés, Luis Eduardo Ros Martínez se la ha pasado turisteando, beneficiando a la empresa familiar y promoviendo su blog “Gastando zapatos”, mientras los prestadores de servicios viven la peor crisis de su historia. Todos ellos esperan que este gobierno termine de cobrar su última quincena y se vaya.

Nos vemos los jueves

valeramk@hotmail.com

valeramk@hotmail.com

La pandemia del Covid-19 ha generado una crisis que no tiene precedentes inmediatos en la historia de nuestro país.

Rafael García González, presidente del Capítulo México del Consejo Nacional Empresarial Turístico y presidente de la Asociación de Hoteles de la Ciudad de México comenta que todo lo que ha circundado a esta enfermedad ha significado un parteaguas en la hotelería.

Durante el webinar Análisis de la Situación Hotelera, impartido por Cessa Universidad, explicó que en 2019 el turismo representaba el 8.7 por ciento del PIB nacional y generaba 4 millones de empleos directos, mientras que la hotelería en particular generaba 700 mil empleos directos en el país y, si se sumaban los empleos indirectos, esta cifra alcanzaba los 3 millones de puestos de trabajo.

Sin embargo, con la llegada de la pandemia, en abril, mayo y junio del año pasado los hoteles tuvieron una ocupación de entre el 2.9 y el 3.17% y se perdieron más de 118 mil empleos formales en el sector entre los meses de febrero y agosto de 2020, sin contar aquellas personas que laboraban por honorarios o en otros sistemas y también se quedaron sin trabajo, aclaró.

“Además, estamos muy orgullosos de decir que en la Ciudad de México se otorgaron a médicos y enfermeras 45 mil noches de cortesía, lo que se corresponde con una colaboración equivalente a 45 millones de pesos para combatir esta contingencia, pero que también afectó a nuestros fondos”.

La situación anterior, indicó, hizo que el sector hotelero se encontrara en una crisis tremenda de liquidez, por lo que para seguir abiertos se buscó hablar con sindicatos y trabajadores para mantener los empleos, se negociaron con los proveedores los pagos y adeudos, y se dio prioridad a la capacitación en línea para dar a conocer los nuevos protocolos de salud.

García González señaló que, aunque la reapertura de los hoteles en julio del año pasado permitió que la ocupación subiese un poco, esta va a ser una recuperación muy lenta hasta que la mayoría de la población reciba la vacuna o exista una cura determinada.

Sumado a esto, aunque para este año se proyectó invertir 38 millones de pesos para el turismo, el 93% de este presupuesto se destinará al Tren Maya, mientras que para la secretaría de turismo queda una cuarta parte de las cifras que se venían manejando y se suspendió la promoción, por lo que se augura un año muy complicado, añadió.

El empresario explicó que, para revertir esta situación y dado que se espera que en próximos meses el 95% del turismo sea nacional y solamente el 5% sea internacional, se está proponiendo al poder legislativo que sean deducibles los viajes de hasta por 50 mil pesos, que la deducibilidad en restaurantes sea del 100% y que se apliquen descuentos en las casetas de peaje de hasta el 50%, lo que permitirá promover los viajes terrestres.

Esto es a nivel nacional, a nivel estatal y en Xalapa, ni se diga, donde hemos tenido un gobierno completamente desinteresado por este sector de la economía. El cordobés, Luis Eduardo Ros Martínez se la ha pasado turisteando, beneficiando a la empresa familiar y promoviendo su blog “Gastando zapatos”, mientras los prestadores de servicios viven la peor crisis de su historia. Todos ellos esperan que este gobierno termine de cobrar su última quincena y se vaya.

Nos vemos los jueves

valeramk@hotmail.com

valeramk@hotmail.com