imagotipo

Difícil pero no imposible

  • Reynaldo Escobar

De llegarse a rebasar el número de 37 candidatos independientes que han presentado su carta de intención ante el INE, que significa el compromiso de recolectar un mínimo de 866 mil 593 firmas de intención de voto de ciudadanos inscritos en el padrón electoral, podría volverse una realidad el slogan del candidato ciudadano Armando Ríos Piter, senador con licencia y hasta antes de su decisión para contender por la presidencia de la República fue abanderado del PRD; Ríos Piter ha  señalado que “Juntos hagamos posible, lo que hoy parece imposible: Ganarle a los partidos políticos”. Y en su promoción Ríos Piter deja el hashtag de su movimiento “#ReporteJaguar”, para quien se decida a intercomunicarse con él.

En total, de los 37 aspirantes ciudadanos, si cada uno de ellos cuenta con el mínimo para su registro, serían treinta y dos millones, sesenta y tres mil votos, y si por lo menos cada uno de los hasta hoy aspirantes (37) juntara un millón de votantes comprometidos, serían en conjunto treinta y siete millones de votos cuyos destinatarios serían los aspirantes o contendientes por la presidencia de la República el próximo primero de julio de 2018. Según reportes del INE, hasta el corte del 16 de junio pasado el número de inscritos en el Registro Federal de Electores alcanzó la cifra de ochenta y cinco millones novecientos cincuenta y tres mil setecientos doce electores. Del total del padrón, se estima que acudirá a votar el setenta por ciento, si no ocurre de aquí al día de la jornada electoral, algún hecho que atemorice o desilusione a los votantes y se queden encerrados en sus domicilios para evitar riesgos en agravio de su integridad física.

En el caso de que el entusiasmo siga cómo va, es cómo podrían volcarse a las urnas aproximadamente sesenta millones de electores, que representan el setenta por ciento del padrón y de esos sesenta millones de sufragantes, treinta y cinco millones de votos serían emitidos por mujeres y veinticinco millones de votos por varones o representantes del sexo masculino. No hay duda de que el talento y preparación tecnócrata de estos millennials incrustados en las nóminas del INE, el RFE y del Tribunal  Electoral del Poder Judicial de la Federación, en ocasiones aportan buenas ideas que desplazan la experiencia de los de la tercera edad y renuevan lo utilizable del viejo sistema político mexicano, que “aiga sido como aiga sido”, según dijera el cretino de don Felipe de Jesús Calderón Hinojosa, ha mantenido en paz y durmiendo al México Bronco, tantas veces citado por el politólogo y maestro Jesús Reyes Heroles.

De la lista de candidatos independientes se observan nombres como el de Margarita Zavala de Calderón, Armando Ríos Piter, Jaime Rodríguez Calderón el Bronco, Pedro Ferriz de Con, María de Jesús Marichuy Patricio (EZLN), teniente de Marina Ángel Martínez, Gustavo Jiménez Pons, Patricio Martínez, exgobernador de Chihuahua y hoy senador por su mismo estado, Héctor Luis Javalois Loranca, Édgar Ulises Portillo, Andrés Pérez Mata, Alfonso Trujano, Carlos Antonio Mimensa Novelo, Wendolin Gutiérrez Mejía. Los restantes veinticuatro aspirantes gozan de menor popularidad y trayectoria que los mencionados aquí y el exombudsman de los derechos humanos en la Comisión Interamericana, Emilio Álvarez Icaza; el excanciller Jorge Castañeda y el exdiputado Gerardo Fernández Noroña, declinaron a la hora de la verdad.

El próximo domingo se conocerá la lista definitiva de los precandidatos independientes y el día 6 de febrero de 2018 la lista de quienes reunieron el mínimo de 866 mil 593 firmas de apoyo, diseminadas o recabadas en al menos 17 estados de la República, como requisito para el registro de sus candidaturas en el INE.