imagotipo

Pide apoyo para desempeñarse artísticamente en favor de Xalapa

  • Maribel Sánchez
  • en Cultura

La veracruzana Graciela Pérez Flores cuenta con una notable trayectoria en el arte escénico, especialmente en el canto, que la ha llevado a escenarios locales, nacionales e internacionales. Sin embargo, ha tenido que rechazar algunas propuestas porque se desempeña laboralmente como psicóloga en la Secretaría de Seguridad Pública, en la ciudad de Xalapa.

Ella tiene una plaza obtenida por mérito propio, dice en entrevista para Diario de Xalapa, pero considera que podría dar un mejor servicio en un área que esté relacionada con la cultura.

Explica que cuenta con una licenciatura en Educación Artística, una maestría en Desarrollo Humano y un doctorado en Educación, formación que la ha llevado a solicitar que su plaza sea atraída por alguna de las agrupaciones artísticas subsidiadas por el Gobierno para poder desarrollar programas que sean presentados a la comunidad xalapeña y de la entidad.

Declara que ha formado parte de programas artísticos promovidos por el ayuntamiento xalapeño, en los que ha compartido escenario con la Banda  del Estado, Orquesta Municipal y agrupaciones y cantantes locales, todo en beneficio de la comunidad.

Lo que ella propone es que si hay alguna compañía interesada en atraerla a sus filas, se comunique con ella (229 203 38 67) para que sea analizada la posibilidad de hacer la permuta de plaza.

Graciela Pérez es originaria del puerto de Veracruz; se inició a los 15 años como actriz profesional de teatro para posteriormente incursionar como cantante, perfeccionándose en la Escuela Municipal de Bellas Artes (EMBA), la Academia Jacopo Foroni, en Roma, Italia, y en la Academia Lotte Leeman en Berlín, Alemania.

Cantante (soprano), docente, psicóloga, actriz, bailarina, ejecutante de fagot y oboe, ha dedicado buena parte de su tiempo al estudio del repertorio operístico y de idiomas como alemán, italiano y francés.

Uno de sus mayores intereses es fomentar el repertorio mexicano en general y el veracruzano en particular.