/ domingo 2 de septiembre de 2018

Adopción de perros callejeros ha reducido una jauría

Lamentó que el ayuntamiento de Emiliano Zapata no posea un departamento de salud animal

Alrededor de 50 perros conformaban una jauría que asolaba a los vecinos del fraccionamiento la Pradera, sin embargo, con trabajo en conjunto ésta situación se ha reducido a cerca de 10 perros y en su mayoría todos han sido esterilizados.

César Hernández Sánchez, presidente de la organización vecinal "La Pradera", explicó que hoy los perros callejeros de esa zona no superan actualmente los diez animales y en su mayoría han sido esterilizados salvo dos o tres que son los más ágiles para correr y no los han podido atrapar.

Lamentó que el ayuntamiento de Emiliano Zapata no posea un departamento de salud animal y por ello, como vecinos se han organizado y han hecho frente común para resolver esa situación.

Destacó que con personas que quieren a los animales, 40 de esos 50 perros callejeros, han encontrado un hogar con habitantes de esa misma unidad y con personas de otros lugares que han decidido adoptarlos.

Refirió que esa jauría que tenían en el fraccionamiento La Pradera creció a cerca de 50 perros, toda vez que eran machos y hembras que al no tener control sobre ellos la reproducción era exponencial y solo bastaba que entraran en celo para que la jauría creciera.


Alrededor de 50 perros conformaban una jauría que asolaba a los vecinos del fraccionamiento la Pradera, sin embargo, con trabajo en conjunto ésta situación se ha reducido a cerca de 10 perros y en su mayoría todos han sido esterilizados.

César Hernández Sánchez, presidente de la organización vecinal "La Pradera", explicó que hoy los perros callejeros de esa zona no superan actualmente los diez animales y en su mayoría han sido esterilizados salvo dos o tres que son los más ágiles para correr y no los han podido atrapar.

Lamentó que el ayuntamiento de Emiliano Zapata no posea un departamento de salud animal y por ello, como vecinos se han organizado y han hecho frente común para resolver esa situación.

Destacó que con personas que quieren a los animales, 40 de esos 50 perros callejeros, han encontrado un hogar con habitantes de esa misma unidad y con personas de otros lugares que han decidido adoptarlos.

Refirió que esa jauría que tenían en el fraccionamiento La Pradera creció a cerca de 50 perros, toda vez que eran machos y hembras que al no tener control sobre ellos la reproducción era exponencial y solo bastaba que entraran en celo para que la jauría creciera.