/ domingo 20 de enero de 2019

Ojos llorosos, epífora o lagrimeo excesivo y constante

Produce deterioro en la calidad de vida del paciente

Los ojos llorosos es un padecimiento común en la especialidad de oftalmología. Tiene muchas causas y maneras de tratarse. Produce deterioro en la calidad de vida del paciente.

Con el fin de informar a sus incontables y gentiles lectores acerca de este padecimiento, pido a usted sea publicada la presente misiva en su reconocida sección ‘Cartas a la Dirección’.

Los ojos llorosos o epífora ocular se utiliza para describir el lagrimeo de ojos constante y excesivo que puede deberse, básicamente, a dos motivos: un exceso en la producción de lágrima o una anomalía en su drenaje.

Es decir que la epífora ocular se debe a un desequilibrio entre la producción y la eliminación de la lágrima del sistema ocular. Epífora es, por tanto, el término médico para referirse al lagrimeo excesivo https://www.clinicabaviera.com/epifora-ocular-lagrimeo

Los ojos siempre están produciendo lágrimas. Estas lágrimas salen de los ojos a través de un pequeño agujero en la esquina del ojo llamado conducto lacrimógeno https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/003036.htm

Las lágrimas, excretadas por la glándula lagrimal, cumplen una importante función biológica: mantener los ojos hidratados y protegerlos contra las infecciones, ayudando a eliminar residuos y cuerpos extraños. Pero, además, las lágrimas tienen un estrecho vínculo con nuestro estado emocional; llorar nos permite expresar sentimientos intensos, desde la tristeza y la angustia a la alegría, y actúa como un bálsamo reparador que genera relajación y bienestar https://www.webconsultas.com/curiosidades/lagrimas-para-que-nos-sirven

Sin embargo, cuando las lágrimas no parecen tener causa y se presentan de manera anormalmente excesivas y constantes deben ser tratadas oportunamente para evitar consecuencias.

En la población adulta la prevalencia e incidencia del lagrimeo excesivo se desconoce, pero se trata de un síntoma muy común. Se conoce por estudios de poblaciones atendidas en clínicas oftalmológicas que la proporción de pacientes con obstrucción de la vía lagrimal se incrementa a medida que avanzaba la edad: desde el 14% a los 40 años hasta el 35% a los 90 años (Trueba Castillo A, 2013) https://www.fisterra.com/guias-clinicas/lagrimeo-epifora/

En algunos estudios se ha demostrado cómo afecta la epífora a la disminución de la calidad de vida, llegando a limitar o impedir a la persona que la padece la realización de actividades al aire libre (Shin JH, 2015).

El aumento normal del lagrimeo sucede a veces con:

La fatiga ocular.

La risa.

El vómito.

El bostezo.

CAUSAS

Algunas de las causas de la epífora, ojos llorosos o lagrimeo excesivo y constante son:

Sequedad ocular. En el caso de los pacientes con ojo seco, al producirse un déficit de lágrima en el ojo que, a su vez, genera irritación ocular, la glándula lagrimal se sobreestimula de forma refleja y se producen episodios puntuales de lagrimeo ocular excesivo.

Infecciones: conjuntivitis, blefaritis (inflamación a lo largo del borde del párpado. Puede causarla alguna sustancia como la caspa que cae en los párpados y desencadena el lagrimeo), entre otras.

Traumatismos o golpes en los ojos.

Alteraciones neurógenas de la glándula lagrimal.

Por dificultades en el drenaje de la lágrima.

Alergia al moho, el polvo, etcétera.

Obstrucción del conducto lacrimógeno.

Contaminación o productos químicos en el aire o en el viento.

Luz muy brillante.

Eversión del párpado hacia adentro o hacia afuera.

Cuerpo extraño en el ojo (como polvo o arena).

Raspadura en el ojo.

Pestañas que crecen hacia adentro.

SÍNTOMAS

Los síntomas más frecuentes son:

Lagrimeo prolongado e inexplicable.

Mucha secreción proveniente del ojo.

Enrojecimiento de los ojos.

Puede presentarse dolor regional o dolor a la palpación alrededor de la nariz y los senos paranasales https://www.clinicadam.com/salud/5/003036.html

En los niños la localización más frecuente de la obstrucción congénita (desde el nacimiento) a nivel de la vía lagrimal es en el ducto nasolagrimal a nivel de la válvula de Hasner.

Aparece con una frecuencia aproximada de 6% en recién nacidos a término y en un 11% de recién nacidos pretérminos.

El 90% de los casos de obstrucción lagrimal congénitas se solucionan espontáneamente durante los seis primeros meses de vida.

El diagnóstico y el tratamiento precoz garantizan un buen pronóstico http://www.centrooftalmologicocarballino.com/noticias/31/oftalmologia-infantil-iii

El especialista indicado para diagnosticar y tratar los ojos llorosos, epífora o lagrimeo constante y excesivo es el oftalmólogo en adultos y el pediatra u oftalmólogo pediatra en niños.

TRATAMIENTO

El tratamiento de la epífora dependerá de la causa que haya provocado el lagrimeo ocular constante.

Es posible que el tratamiento sea a base de gotas oculares, antibióticos o antihistamínicos tópicos o incluso la cirugía.

Cuando la epífora se debe a una malposición de los párpados, el oftalmólogo valorará la posibilidad de corrección quirúrgica u operación.

Si la causa del lagrimeo se debe a una obstrucción de la vía lagrimal, las opciones de tratamiento irán desde el sondaje hasta la cirugía con técnicas como la dacriocistorrinostomía.

Como cada semana, y desde hace más de 340 publicaciones en este prestigioso medio de comunicación, que pretenden cumplir con una labor social sin fines de lucro, insisto en la imperiosa necesidad de que las instituciones de salud federales, estatales y municipales informen a la población de manera sencilla, breve y frecuente acerca de las enfermedades, y cómo prevenirlas o controlarlas, a través de todos los medios de comunicación masivos; además de promover políticas públicas adecuadas para lograr la eficiente prevención y control de las enfermedades o de sus complicaciones.

En otro asunto, felicito a mi señor padre, don Isaías Bello Hernández, con motivo de su cumpleaños ¡Muchas felicidades papi, que Dios te siga bendiciendo siempre!

Por último, me permito informarle y a todos sus lectores, que en el programa de Televisión por Internet ‘Especialistas médicos al cuidado de su salud’ que conduce el doctor Rafael Aguirre Cardoza, el próximo viernes nos acompañará el especialista en pediatría oncológica, doctor José de Jesús Loeza Oliva, con el sensible y delicado tema: ‘El crecimiento de los ganglios linfáticos ¿Es causa de infecciones o de cáncer?’

En este programa cada viernes se entrevista a diferentes especialistas con temas de enorme relevancia para toda la población. Su servidora forma parte del equipo de producción de este esmerado proyecto de salud, que se transmite de 20 a 21 horas, a través de Internet por: www.emcs.com.mx donde también se encuentran las entrevistas completas de más de 132 enfermedades; y se transmite vía Facebook Live (en vivo) por: Especialistas Médicos al Cuidado de su Salud y Revistasinrecreo.com; teléfono de contacto para mensajes: 2281331268.

Señor director de Diario de Xalapa, Vocero de la Provincia, de Organización Editorial Mexicana, nuevamente, le agradezco todas las facilidades para la publicación de la presente.

Me despido enviándole un afectuoso saludo.

Facebook: Abigail Bello Gallardo

Los ojos llorosos es un padecimiento común en la especialidad de oftalmología. Tiene muchas causas y maneras de tratarse. Produce deterioro en la calidad de vida del paciente.

Con el fin de informar a sus incontables y gentiles lectores acerca de este padecimiento, pido a usted sea publicada la presente misiva en su reconocida sección ‘Cartas a la Dirección’.

Los ojos llorosos o epífora ocular se utiliza para describir el lagrimeo de ojos constante y excesivo que puede deberse, básicamente, a dos motivos: un exceso en la producción de lágrima o una anomalía en su drenaje.

Es decir que la epífora ocular se debe a un desequilibrio entre la producción y la eliminación de la lágrima del sistema ocular. Epífora es, por tanto, el término médico para referirse al lagrimeo excesivo https://www.clinicabaviera.com/epifora-ocular-lagrimeo

Los ojos siempre están produciendo lágrimas. Estas lágrimas salen de los ojos a través de un pequeño agujero en la esquina del ojo llamado conducto lacrimógeno https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/003036.htm

Las lágrimas, excretadas por la glándula lagrimal, cumplen una importante función biológica: mantener los ojos hidratados y protegerlos contra las infecciones, ayudando a eliminar residuos y cuerpos extraños. Pero, además, las lágrimas tienen un estrecho vínculo con nuestro estado emocional; llorar nos permite expresar sentimientos intensos, desde la tristeza y la angustia a la alegría, y actúa como un bálsamo reparador que genera relajación y bienestar https://www.webconsultas.com/curiosidades/lagrimas-para-que-nos-sirven

Sin embargo, cuando las lágrimas no parecen tener causa y se presentan de manera anormalmente excesivas y constantes deben ser tratadas oportunamente para evitar consecuencias.

En la población adulta la prevalencia e incidencia del lagrimeo excesivo se desconoce, pero se trata de un síntoma muy común. Se conoce por estudios de poblaciones atendidas en clínicas oftalmológicas que la proporción de pacientes con obstrucción de la vía lagrimal se incrementa a medida que avanzaba la edad: desde el 14% a los 40 años hasta el 35% a los 90 años (Trueba Castillo A, 2013) https://www.fisterra.com/guias-clinicas/lagrimeo-epifora/

En algunos estudios se ha demostrado cómo afecta la epífora a la disminución de la calidad de vida, llegando a limitar o impedir a la persona que la padece la realización de actividades al aire libre (Shin JH, 2015).

El aumento normal del lagrimeo sucede a veces con:

La fatiga ocular.

La risa.

El vómito.

El bostezo.

CAUSAS

Algunas de las causas de la epífora, ojos llorosos o lagrimeo excesivo y constante son:

Sequedad ocular. En el caso de los pacientes con ojo seco, al producirse un déficit de lágrima en el ojo que, a su vez, genera irritación ocular, la glándula lagrimal se sobreestimula de forma refleja y se producen episodios puntuales de lagrimeo ocular excesivo.

Infecciones: conjuntivitis, blefaritis (inflamación a lo largo del borde del párpado. Puede causarla alguna sustancia como la caspa que cae en los párpados y desencadena el lagrimeo), entre otras.

Traumatismos o golpes en los ojos.

Alteraciones neurógenas de la glándula lagrimal.

Por dificultades en el drenaje de la lágrima.

Alergia al moho, el polvo, etcétera.

Obstrucción del conducto lacrimógeno.

Contaminación o productos químicos en el aire o en el viento.

Luz muy brillante.

Eversión del párpado hacia adentro o hacia afuera.

Cuerpo extraño en el ojo (como polvo o arena).

Raspadura en el ojo.

Pestañas que crecen hacia adentro.

SÍNTOMAS

Los síntomas más frecuentes son:

Lagrimeo prolongado e inexplicable.

Mucha secreción proveniente del ojo.

Enrojecimiento de los ojos.

Puede presentarse dolor regional o dolor a la palpación alrededor de la nariz y los senos paranasales https://www.clinicadam.com/salud/5/003036.html

En los niños la localización más frecuente de la obstrucción congénita (desde el nacimiento) a nivel de la vía lagrimal es en el ducto nasolagrimal a nivel de la válvula de Hasner.

Aparece con una frecuencia aproximada de 6% en recién nacidos a término y en un 11% de recién nacidos pretérminos.

El 90% de los casos de obstrucción lagrimal congénitas se solucionan espontáneamente durante los seis primeros meses de vida.

El diagnóstico y el tratamiento precoz garantizan un buen pronóstico http://www.centrooftalmologicocarballino.com/noticias/31/oftalmologia-infantil-iii

El especialista indicado para diagnosticar y tratar los ojos llorosos, epífora o lagrimeo constante y excesivo es el oftalmólogo en adultos y el pediatra u oftalmólogo pediatra en niños.

TRATAMIENTO

El tratamiento de la epífora dependerá de la causa que haya provocado el lagrimeo ocular constante.

Es posible que el tratamiento sea a base de gotas oculares, antibióticos o antihistamínicos tópicos o incluso la cirugía.

Cuando la epífora se debe a una malposición de los párpados, el oftalmólogo valorará la posibilidad de corrección quirúrgica u operación.

Si la causa del lagrimeo se debe a una obstrucción de la vía lagrimal, las opciones de tratamiento irán desde el sondaje hasta la cirugía con técnicas como la dacriocistorrinostomía.

Como cada semana, y desde hace más de 340 publicaciones en este prestigioso medio de comunicación, que pretenden cumplir con una labor social sin fines de lucro, insisto en la imperiosa necesidad de que las instituciones de salud federales, estatales y municipales informen a la población de manera sencilla, breve y frecuente acerca de las enfermedades, y cómo prevenirlas o controlarlas, a través de todos los medios de comunicación masivos; además de promover políticas públicas adecuadas para lograr la eficiente prevención y control de las enfermedades o de sus complicaciones.

En otro asunto, felicito a mi señor padre, don Isaías Bello Hernández, con motivo de su cumpleaños ¡Muchas felicidades papi, que Dios te siga bendiciendo siempre!

Por último, me permito informarle y a todos sus lectores, que en el programa de Televisión por Internet ‘Especialistas médicos al cuidado de su salud’ que conduce el doctor Rafael Aguirre Cardoza, el próximo viernes nos acompañará el especialista en pediatría oncológica, doctor José de Jesús Loeza Oliva, con el sensible y delicado tema: ‘El crecimiento de los ganglios linfáticos ¿Es causa de infecciones o de cáncer?’

En este programa cada viernes se entrevista a diferentes especialistas con temas de enorme relevancia para toda la población. Su servidora forma parte del equipo de producción de este esmerado proyecto de salud, que se transmite de 20 a 21 horas, a través de Internet por: www.emcs.com.mx donde también se encuentran las entrevistas completas de más de 132 enfermedades; y se transmite vía Facebook Live (en vivo) por: Especialistas Médicos al Cuidado de su Salud y Revistasinrecreo.com; teléfono de contacto para mensajes: 2281331268.

Señor director de Diario de Xalapa, Vocero de la Provincia, de Organización Editorial Mexicana, nuevamente, le agradezco todas las facilidades para la publicación de la presente.

Me despido enviándole un afectuoso saludo.

Facebook: Abigail Bello Gallardo

Local

[Video] Diversa: He muerto 2 veces para poder ser mujer, dice Angie

Angie explica que recibió el nombre de Víctor Clemente, pero al tercer año de nacida, su padre reclamó su custodia a cambio de eliminar Clemente y ponerle Alfonso

Local

Hoy entra el otoño... y llega con frente frío

La Secretaría de Protección Civil del Estado activó la Alerta Gris por el paso del frente frío número uno

Ecología

¿Te gustan los pajaritos?; te piden no comprarlos, ve el por qué

Observación de pájaros en México es una actividad con pocos seguidores, lamenta Ortega Gómez

Local

Mastógrafo nuevo, sin usarse desde hace 2 años

Le quedan de vida ocho años; podría realizar 10 mil mastografías cada año; piden apoyo de autoridades

Local

Empiezan a caer, en tribunal, alcaldes electos

Los inconformes estimaron que fue ilegal la participación de la Presidenta del Consejo Municipal

Local

No creas que casos de Covid ya bajaron

Por cuanto hace a defunciones, la entidad tiene un acumulado de 12 mil 888 fallecimientos desde el inicio de la emergencia sanitaria

Local

Hoy entra el otoño... y llega con frente frío

La Secretaría de Protección Civil del Estado activó la Alerta Gris por el paso del frente frío número uno

Local

[Video] Diversa: He muerto 2 veces para poder ser mujer, dice Angie

Angie explica que recibió el nombre de Víctor Clemente, pero al tercer año de nacida, su padre reclamó su custodia a cambio de eliminar Clemente y ponerle Alfonso

Ecología

¿Te gustan los pajaritos?; te piden no comprarlos, ve el por qué

Observación de pájaros en México es una actividad con pocos seguidores, lamenta Ortega Gómez