imagotipo

Casa del Niño Xalapeño ha cambiado la vida de 600 menores en casi 40 años

  • Karla Cancino
  • en Veracruz

Un total 25 niños de diversas edades se encuentran actualmente albergados en la Casa Hogar del Niño Xalapeño, mismos que tienen la posibilidad de permanecer en este espacio hasta que logren terminar sus estudios profesionales, informó Jorge Luis Torres Gómez, director del lugar.

Dio cuenta que a unos meses de cumplirse  40 años de haber sido inaugurada la institución se tiene contabilizado el paso de 600 menores, de los cuales 20 han concluido estudios de licenciatura y ahora se han convertido en benefactores o acuden de manera cotidiana a convivir con los niños que ahora ocupan este espacio.

“Los niños viven aquí y reciben alimento, formación y educación, pero además les damos valores para que se desarrollen, aprendan y convivan en un ambiente sano para formarse como personas”, dijo.

Recordó que los menores que llegan a la casa lo hacen bajo dos esquemas: uno, cuando sus familiares no los pueden mantener o tener a su cuidado debido a que su situación económica es precaria, y dos, cuando existen problemas legales, es decir, que sus padres fallecen o cometen algún descuido o maltrato hacia ellos. “Nosotros los resguardamos durante el tiempo que sea necesario (…) Los niños pueden permanecer aquí si lo desean hasta que concluyen su formación profesional”, dijo.

Añadió que el número máximo de niños albergados que ha tenido la institución ha sido de 76 menores, sin embargo, actualmente se busca que no exceda los 30 para garantizarles una mejor atención, además de que se dejó de recibir a lactantes y sólo ingresan niños entre 5 y 10 años de edad.

El director de la Casa Hogar del Niño Xalapeño apuntó que aunque cuentan con benefactores diversos el espacio siempre tiene necesidad de artículos escolares, así como ropa y zapatos, que son lo que más se desgasta por el uso de los niños y niñas. Apuntó que al estar constituida como asociación civil existe un patronato que gestiona los recursos económicos para mantener a los infantes, sin embargo también se reciben donaciones de la sociedad xalapeña que guste apoyar a los menores.