/ miércoles 31 de julio de 2019

Paciencia, prudencia...

Mucho se habló sobre aquella frase atribuida al escritor español Santiago Montoto, posterior a que Javier Duarte la usara como declaración a la prensa, justo al salir de su audiencia en un tribunal guatemalteco.

Después de que el exgobernador revelara un presunto pacto con funcionarios de Peña Nieto para entregarse fingiendo captura, las oraciones “duartianas” han tomado sentido.

“Paciencia, prudencia, verbal continencia, dominio de ciencia, presencia o ausencia, según conveniencia”, ¿por qué la dijiste, Javier?, pregunté al exmandatario veracruzano, a través de una cabina telefónica ubicada en el Reclusorio Norte.

“Porque en ese momento no podía revelar información que tenía, las causas que dieron origen a este show, y porque tenía encima a todo mundo, y en la medida que más me moviera, más me hundía; entonces lo único que pude hacer fue mandar una señal cifrada que pocos pudieron interpretar, pero dejaba claro que tenía información que en un futuro podía revelar. Necesitaba tener mucha paciencia para poderlo hacer en su momento, y dos años después, lo hice”.

¿Fue complicado guardar silencio tomando en cuenta la información que poseías?, cuestioné.

“Sí, pero tuve verbal continencia, mucho tiempo guardé silencio; no tuve presencia, estuve retraído de los medios, a pesar de que me buscaban mucho. No consideré que era el momento adecuado para hacerlo, y ahora que cambiaron las condiciones, que cambiaron los actores de gobierno, y que no tienen a mi familia de rehén, pues ya puedo hacer una presencia conveniente”.

¿Qué opinas sobre el caso de tu extesorero Tarek Abdalá Saad, Javier? Llegó a un acuerdo con la entonces PGR para proporcionar información sobre tu caso.

“A Tarek lo conozco desde jovencito, yo fui quien le dio la oportunidad de incursionar en la administración pública. Lo fui llevando. Le di mi confianza. Después lo apoyé para ser legislador federal, inclusive negocié con Fidel Herrera, porque él quería que su hijo, Javier, fuera candidato por la Cuenca del Papaloapan. Logré un acuerdo con Fidel y el Partido Verde para que Javier fuera diputado plurinominal”.

¿Y entonces?, ¿qué ocurrió?, cuestioné.

“Tarek es producto de esta persecución política, de la cual hemos sido víctimas mi familia, mis excolaboradores y un servidor. Lo amedrentaron, de tal suerte que lo orillaron a declarar lo que declaró por temor. Es padre de familia, evidentemente tiene miedo de que algo le pase a él o a su familia, y por eso es capaz de declarar lo que sea”.

“Lamentablemente él mismo cayó en una trampa de la cual veo difícil pueda salir, porque ahora tendrá que demostrar mentiras o situaciones que no se dieron. Y lo que está pasando actualmente es que no se atreve ni siquiera a dar la cara, ni a presentarse, y eso le puede ocasionar una consecuencia peor de la que él trataba de evitarse”.

alejandroaguirre77@gmail.com

Twitter: @aaguirre_g

www.alejandroaguirre.com.mx


Mucho se habló sobre aquella frase atribuida al escritor español Santiago Montoto, posterior a que Javier Duarte la usara como declaración a la prensa, justo al salir de su audiencia en un tribunal guatemalteco.

Después de que el exgobernador revelara un presunto pacto con funcionarios de Peña Nieto para entregarse fingiendo captura, las oraciones “duartianas” han tomado sentido.

“Paciencia, prudencia, verbal continencia, dominio de ciencia, presencia o ausencia, según conveniencia”, ¿por qué la dijiste, Javier?, pregunté al exmandatario veracruzano, a través de una cabina telefónica ubicada en el Reclusorio Norte.

“Porque en ese momento no podía revelar información que tenía, las causas que dieron origen a este show, y porque tenía encima a todo mundo, y en la medida que más me moviera, más me hundía; entonces lo único que pude hacer fue mandar una señal cifrada que pocos pudieron interpretar, pero dejaba claro que tenía información que en un futuro podía revelar. Necesitaba tener mucha paciencia para poderlo hacer en su momento, y dos años después, lo hice”.

¿Fue complicado guardar silencio tomando en cuenta la información que poseías?, cuestioné.

“Sí, pero tuve verbal continencia, mucho tiempo guardé silencio; no tuve presencia, estuve retraído de los medios, a pesar de que me buscaban mucho. No consideré que era el momento adecuado para hacerlo, y ahora que cambiaron las condiciones, que cambiaron los actores de gobierno, y que no tienen a mi familia de rehén, pues ya puedo hacer una presencia conveniente”.

¿Qué opinas sobre el caso de tu extesorero Tarek Abdalá Saad, Javier? Llegó a un acuerdo con la entonces PGR para proporcionar información sobre tu caso.

“A Tarek lo conozco desde jovencito, yo fui quien le dio la oportunidad de incursionar en la administración pública. Lo fui llevando. Le di mi confianza. Después lo apoyé para ser legislador federal, inclusive negocié con Fidel Herrera, porque él quería que su hijo, Javier, fuera candidato por la Cuenca del Papaloapan. Logré un acuerdo con Fidel y el Partido Verde para que Javier fuera diputado plurinominal”.

¿Y entonces?, ¿qué ocurrió?, cuestioné.

“Tarek es producto de esta persecución política, de la cual hemos sido víctimas mi familia, mis excolaboradores y un servidor. Lo amedrentaron, de tal suerte que lo orillaron a declarar lo que declaró por temor. Es padre de familia, evidentemente tiene miedo de que algo le pase a él o a su familia, y por eso es capaz de declarar lo que sea”.

“Lamentablemente él mismo cayó en una trampa de la cual veo difícil pueda salir, porque ahora tendrá que demostrar mentiras o situaciones que no se dieron. Y lo que está pasando actualmente es que no se atreve ni siquiera a dar la cara, ni a presentarse, y eso le puede ocasionar una consecuencia peor de la que él trataba de evitarse”.

alejandroaguirre77@gmail.com

Twitter: @aaguirre_g

www.alejandroaguirre.com.mx


martes 10 de septiembre de 2019

“Están pollos en Veracruz”, me dicen

jueves 05 de septiembre de 2019

Caso Winckler: a bayoneta calada

miércoles 28 de agosto de 2019

El infierno en Coatzacoalcos

miércoles 21 de agosto de 2019

El regaño fue para Batres, pero...

miércoles 14 de agosto de 2019

La reaparición de Miguel Yunes

miércoles 07 de agosto de 2019

El tweet es el mensaje. Caso Veracruz

Cargar Más