/ viernes 12 de mayo de 2023

Ser artista y madre, desafíos que analizaron en “Mujeres que la rompen”

Nuevas maternidades se cuestionan los roles compartidos en casa y en el mundo laboral, señalaron

Cantantes con cambio de timbre al hacerse mamás, pausas notorias en currículum para acceso a becas, cuerpos en transición, convocatorias con bases discriminatorias que hacen referencia a la edad, al ser mujer y mamá son solo algunas de las realidades expuestas por quienes además de ser madres son artistas.

Como parte de las actividades del 10 de mayo y del ciclo “8M-Mujeres que la rompen”, coordinado por Shirai Meseguer, cuatro artistas compartieron cómo es desarrollar una carrera profesional en el canto, la música y la danza, al mismo tiempo que se materna y cría.

Te puede interesar: ¿Ayudas en la crianza? Hay violencia invisible contra cuidadoras

En sus presentaciones, coincidieron en que más allá de la imagen enternecedora de una madre amamantando a su bebé hay un mundo de maternidades y crianzas con desafíos no dichos en público.

El desafío, apuntó la moderadora Shirai Meseguer, es lograr un balance entre cuidar a la familia y la necesidad de crecer y desarrollar el potencial profesional y talento. Entre los cambios que debe haber menciona obtener horarios flexibles así como trabajar contra prácticas discriminatorias, normas sociales y patrones de conducta que las conducen a oficios peor remunerados y con menos progreso en su trayectoria laboral.

Debe existir balance entre cuidar la familia y el desarrollo profesional, expresaron | Foto: David Bello


¿Qué puntos se cuestionan las nuevas maternidades?

“Las nuevas maternidades se cuestionan los roles compartidos en casa y en el mundo laboral. ¿Qué pueden esperar las madres en un sistema donde la mujer-madre-trabajadora no está en la discusión para acceder a beneficios mínimos y equilibrar su vida laboral con la vida materna? ¿Cómo conciliar estas dificultades?”, cuestiona.

Aunque sin debate pero sí con historias de vida, las invitadas dejaron sus respuestas: en un primer punto la necesidad de acompañamiento respetuoso a los procesos fisiológicos y psicológicos que conlleva la transición de la maternidad.

Después, cuando ha pasado el término de la incapacidad, ver la maternidad como un proceso donde las redes de apoyo y la comprensión son fundamentales, pues por generaciones se ha silenciado el cansancio de las madres, el hacer doble o hasta triple trabajo y esfuerzo para cumplir con todos sus roles.

Esta vez, las mamás tuvieron nombres específicos, Gabriela Beltrán, cantante del Coro-UV; Isabel Ladrón de Guevara, músico y docente; Daniela Derbez, deportistas y chelista de la Orquesta Sinfónica de Xalapa, y María del Pilar García, bailarina y gestora cultural del Ballet Folklórico, las cuatro con trabajo estable en la Universidad Veracruzana, soporte que agradecieron.

Y es que todas cuentan con carreras profesionales exitosas y presentaciones en importantes escenarios, también dicen tener hijos e hijas que empiezan a escribir sus propios logros, pero por otro lado, están los días de giras que significan ausencias y los días en los cuales la enfermedad les demanda su papel de cuidadoras.

En el auditorio de la Facultad de Música de la UV sonaron las palabras de Coral Herrera para exponer cómo se podría maternar en mejores condiciones, no solo las mamás artistas sino todas las madres.

“Las mujeres para criar necesitamos tiempo, dinero, energía y la solidaridad de toda la familia y la gente querida. Necesitamos apoyo del Estado, de nuestra comunidad y de nuestra pareja”.

Además, “las mamás necesitamos espacios de crianza comunitaria, y necesitamos que nuestra gente querida tenga tiempo para colaborar en la crianza y para garantizar nuestro derecho al descanso y al tiempo libre”.

Lee más: Veracruz, con 7 municipios de mayor tasa de feminicidios a nivel nacional

“Maternar y cuidar son trabajos esenciales para el sistema y si cada vez tenemos menos criaturas es porque no podemos con todo. Las soluciones que nos proponen no sirven: ni explotar a otras mujeres más pobres pagándoles la mitad de nuestros salarios, ni medicarnos y empastillarnos para que aguantemos este ritmo infernal”.

Con el fin de continuar abriendo espacios de diálogo y de visibilización de los retos que implica ser mujer, Difusión Cultural de la UV anuncia que el ciclo “8M-Mujeres que la rompen” continuará con el tema de la presencia femenina en las danzas urbanas. La cartelera se puede consultar en sus redes sociales oficiales.


Cantantes con cambio de timbre al hacerse mamás, pausas notorias en currículum para acceso a becas, cuerpos en transición, convocatorias con bases discriminatorias que hacen referencia a la edad, al ser mujer y mamá son solo algunas de las realidades expuestas por quienes además de ser madres son artistas.

Como parte de las actividades del 10 de mayo y del ciclo “8M-Mujeres que la rompen”, coordinado por Shirai Meseguer, cuatro artistas compartieron cómo es desarrollar una carrera profesional en el canto, la música y la danza, al mismo tiempo que se materna y cría.

Te puede interesar: ¿Ayudas en la crianza? Hay violencia invisible contra cuidadoras

En sus presentaciones, coincidieron en que más allá de la imagen enternecedora de una madre amamantando a su bebé hay un mundo de maternidades y crianzas con desafíos no dichos en público.

El desafío, apuntó la moderadora Shirai Meseguer, es lograr un balance entre cuidar a la familia y la necesidad de crecer y desarrollar el potencial profesional y talento. Entre los cambios que debe haber menciona obtener horarios flexibles así como trabajar contra prácticas discriminatorias, normas sociales y patrones de conducta que las conducen a oficios peor remunerados y con menos progreso en su trayectoria laboral.

Debe existir balance entre cuidar la familia y el desarrollo profesional, expresaron | Foto: David Bello


¿Qué puntos se cuestionan las nuevas maternidades?

“Las nuevas maternidades se cuestionan los roles compartidos en casa y en el mundo laboral. ¿Qué pueden esperar las madres en un sistema donde la mujer-madre-trabajadora no está en la discusión para acceder a beneficios mínimos y equilibrar su vida laboral con la vida materna? ¿Cómo conciliar estas dificultades?”, cuestiona.

Aunque sin debate pero sí con historias de vida, las invitadas dejaron sus respuestas: en un primer punto la necesidad de acompañamiento respetuoso a los procesos fisiológicos y psicológicos que conlleva la transición de la maternidad.

Después, cuando ha pasado el término de la incapacidad, ver la maternidad como un proceso donde las redes de apoyo y la comprensión son fundamentales, pues por generaciones se ha silenciado el cansancio de las madres, el hacer doble o hasta triple trabajo y esfuerzo para cumplir con todos sus roles.

Esta vez, las mamás tuvieron nombres específicos, Gabriela Beltrán, cantante del Coro-UV; Isabel Ladrón de Guevara, músico y docente; Daniela Derbez, deportistas y chelista de la Orquesta Sinfónica de Xalapa, y María del Pilar García, bailarina y gestora cultural del Ballet Folklórico, las cuatro con trabajo estable en la Universidad Veracruzana, soporte que agradecieron.

Y es que todas cuentan con carreras profesionales exitosas y presentaciones en importantes escenarios, también dicen tener hijos e hijas que empiezan a escribir sus propios logros, pero por otro lado, están los días de giras que significan ausencias y los días en los cuales la enfermedad les demanda su papel de cuidadoras.

En el auditorio de la Facultad de Música de la UV sonaron las palabras de Coral Herrera para exponer cómo se podría maternar en mejores condiciones, no solo las mamás artistas sino todas las madres.

“Las mujeres para criar necesitamos tiempo, dinero, energía y la solidaridad de toda la familia y la gente querida. Necesitamos apoyo del Estado, de nuestra comunidad y de nuestra pareja”.

Además, “las mamás necesitamos espacios de crianza comunitaria, y necesitamos que nuestra gente querida tenga tiempo para colaborar en la crianza y para garantizar nuestro derecho al descanso y al tiempo libre”.

Lee más: Veracruz, con 7 municipios de mayor tasa de feminicidios a nivel nacional

“Maternar y cuidar son trabajos esenciales para el sistema y si cada vez tenemos menos criaturas es porque no podemos con todo. Las soluciones que nos proponen no sirven: ni explotar a otras mujeres más pobres pagándoles la mitad de nuestros salarios, ni medicarnos y empastillarnos para que aguantemos este ritmo infernal”.

Con el fin de continuar abriendo espacios de diálogo y de visibilización de los retos que implica ser mujer, Difusión Cultural de la UV anuncia que el ciclo “8M-Mujeres que la rompen” continuará con el tema de la presencia femenina en las danzas urbanas. La cartelera se puede consultar en sus redes sociales oficiales.


Salud

Gotitas de amor, campaña para promover la donación de sangre a pacientes con cáncer

El cáncer es una situación de salud pública que requiere de la ayuda de todos

Ecología

Ingeniera explica el plan para salvar los ríos de aguas residuales y enfrentar la crisis hídrica

Explica que desarrollaron un sistema de tratamiento de aguas residuales basado en la filtración de estas aguas

Local

Distrito 8 en Veracruz cumple medio siglo salvando a mujeres y hombres del alcoholismo, la historia

El único requisito para ser miembro es el deseo de dejar la bebida y no se pagan honorarios ni cuotas

Cultura

¿Descansas el tiempo suficiente? Artista expone cerámica para reflexionar sobre la vida y el ocio

Apunta que su trabajo no es autobiográfico, pero es imposible desvincular lo propio con la naturaleza, reflexión y producción

Doble Vía

Museo “Tesoros escondidos”, espacio en Xalapa para conocer las raíces y la historia de AA

Los objetos están a la vista del público general, interesado en saber más de esta comunidad o hacer investigaciones

Ecología

Tortugas marinas siguen su ciclo tras lluvias, ¿sabes cómo se cuidan los nidos? Te contamos

En este mes, Fundación Caretta MX ha protegido y liberado más de 600 crías de tortugas marinas en playas de Agua Dulce