/ miércoles 1 de septiembre de 2021

Sufrieron desgracias, las vencieron y hoy estos veracruzanos son medallistas

México llegó a 302 medallas en la historia de paralímpicos e instalado en la posición 17 del medallero general

La veracruzana Nely Miranda Herrera y el veracruzano José Rodolfo Chessani García, deportistas paralímpicos, lograron para México medallas de bronce y oro, respectivamente en competencias realizadas en los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020+1.

La primera medalla la consiguió la del puerto de Veracruz, Nely Miranda al colocarse en la tercera posición de la prueba de 50 metros estilo dorso categoría SB3, con tiempo de 1:01.60, logrando de esta forma conseguir su cuarta medalla personal en juegos paralímpicos.


Horas después, mientras el país entero se encontraba descansado durante la mañana de martes, José Rodolfo Chessani, ganaba la medalla de oro en la prueba de 400 metros planos, dentro de la categoría T38 Varonil, logrando el quinto metal áureo para la delegación mexicana.

El oriundo de Coatzacoalcos, que vive su primera experiencia paralímpica, hizo un tiempo de 49.99 segundos, siendo esta su mejor marca personal, lo que le valió ser el hombre más rápido de esa competencia de los 400 metros planos.

Gracias a la medalla del nacido en Coatzacoalcos, México llegó a 302 en la historia. Ahora el país se encuentra instalado en la posición 17 del medallero general, luego de 7 días de duras competencias. Los metales ganados son: 5 oros, 1 plata y 7 bronces con un total de 13 preseas.

Nely Miranda Herrera

La nuevamente medallista paralímpica, Nely Miranda Herrera, a la edad de 28 años, tuvo un terrible accidente que la obligó a usar silla de ruedas, luego de que cayera de una escalera al encontrarse en su trabajo. Debido al fuerte golpe que tuvo en su cabeza contra la pared, perdió la conciencia por varios días.

En su caída sus piernas se atoraron en un barandal, lo que hizo que el tronco de su cuerpo girara al lado contrario, provocando que Nely quedara tetrapléjica y con un derrame cerebral, así como un coma de 11 días.

Al despertar, su familia y pequeño hijo de 4 años de edad la recibieron con alegría, lo que motivo a la nadadora a no dejarse vencer pese a que su vida cambió radicalmente, aunque los doctores no le daban buenos pronósticos, ella siempre confió en si misma.

Miranda Herrera tuvo que realizar terapias por medio de la natación y fue donde se descubrió que las albercas era el escenario correcto que le daba el refugio que necesitaba en su nueva vida para salir adelante y ahora tras dos décadas en la paranatación a logrado estar en la cima mundial y paralímpica.

La deportista veracruzana, llamada “Sirena”, logró lo impensable, luego de regresar a la alberca hace unos meses, tras estar sin actividad deportiva por tres años, debido a una operación a la que se sometió en febrero de 2018, por lo que su medalla es la recompensa al trabajo duro que realizó para alcanzar las marcas que lo colocaron en Tokio 2020+1.

Al regresar a entrenar bajo las instrucciones de José Peláez Ampudia, la nadadora, medallistas de bronce en Juegos Paralímpicos de Río 2016, de inmediato se puso la pilas para presentarse a competir en la Serie Mundial de Para Natación Lewisville 2021, en Texas, Estados Unidos, donde consiguió marcas mínimas en las pruebas de 50 metros dorso S4 y 150 combinado individual SM4.

Los tiempos que logró en la final de 150 combinado SM4, fue 3:33.59 y 50 dorso, 1:02.50, mientras que la final de 50m libre, categoría S4, ocupó la primera posición con tiempo de 48.38. En la de 50m pecho SB3, fue segunda con un tiempo de 1:12.70.

Si embargo debía realizar más para alcanzar su pase, por lo que debía presentarse con todo su potencial en la Serie Mundial de Para Natación en Berlín, Alemania, que se realizó en junio pasado.

Estando en competencia, dejó en claro que era la mejor del planeta al colocarse entre las mejores de dicho certamen en combinado SM4, 50 metro pecho, 50 metros dorso y 50 metros libre, logrando así el ansiado boleto para asistir a Tokio donde la mañana de martes logró colgarse la medalla de bronce paralímpica.

La máxima medallista nacional en Parapanamericanos Toronto 2015, seguirá labrando su camino en la máxima justa veraniega que se está realizando en Tokio, ya que aún tendrá actividad en tres pruebas más.

Nely logró colgarse la medalla de bronce paralímpica en Tokio | Foto: Cortesía | Conade

José Rodolfo Chessani

El camino que tomó el nacido en el municipio de Coatzacoalcos, José Rodolfo Chessani en el atletismo ha sido complicado, pero gracias al valioso respaldo de su mamá, Guadalupe García ha salido triunfante.

Deportistas paralímpicos veracruzanos, Nely Miranda Herrera y José Rodolfo Chessani García | Foto: Cortesía | Conade

Chessani ganador del oro para México en los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020+1 en los 400 metros, clasificación T38, a los 2 años de edad, tuvo complicaciones en su cuerpo y cerebro al recibir unas vacunas pediátricas, lo que provocaron una parálisis cerebral, perdiendo la motricidad en el 50% de su cuerpo, por lo que tuvo que estar en tratamiento constante por varios años de su infancia.

Para ayudar en su recuperación de vida, por recomendación tuvo que comenzar a practicar deporte a la edad de 5 años y lo hizo en compañía de su mamá, quien actualmente es su entrenadora. Ya dentro del atletismo, José Rodolfo Chessani a sus 22 años, ha conseguido para el país medallas importantes como la plata que logró en los 400 metros en el Campeonato Mundial de Paratletismo Dubái 2019.

Así mismo en los Juegos Parapanemericanos de Lima 2019, donde alcanzó las medallas de plata y bronce lo que significó su calificación a sus primeros Juegos Paralímpicos donde ya alcanzó el oro. Para llegar a donde está, el veracruzano entrenó durante 3 horas diarias bajo la supervisión de su madre, la entrenadora Guadalupe García, quien también apoya dos hijos más, Andrés y Eduardo, que también son deportistas con discapacidad y que han sido representantes de México en competencias internacionales. Pese a que Chessani trabaja fuerte diariamente, se da tiempo de disfrutar videos juegos, ver anime y leer en sus ratos libres cómics.

La veracruzana Nely Miranda Herrera y el veracruzano José Rodolfo Chessani García, deportistas paralímpicos, lograron para México medallas de bronce y oro, respectivamente en competencias realizadas en los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020+1.

La primera medalla la consiguió la del puerto de Veracruz, Nely Miranda al colocarse en la tercera posición de la prueba de 50 metros estilo dorso categoría SB3, con tiempo de 1:01.60, logrando de esta forma conseguir su cuarta medalla personal en juegos paralímpicos.


Horas después, mientras el país entero se encontraba descansado durante la mañana de martes, José Rodolfo Chessani, ganaba la medalla de oro en la prueba de 400 metros planos, dentro de la categoría T38 Varonil, logrando el quinto metal áureo para la delegación mexicana.

El oriundo de Coatzacoalcos, que vive su primera experiencia paralímpica, hizo un tiempo de 49.99 segundos, siendo esta su mejor marca personal, lo que le valió ser el hombre más rápido de esa competencia de los 400 metros planos.

Gracias a la medalla del nacido en Coatzacoalcos, México llegó a 302 en la historia. Ahora el país se encuentra instalado en la posición 17 del medallero general, luego de 7 días de duras competencias. Los metales ganados son: 5 oros, 1 plata y 7 bronces con un total de 13 preseas.

Nely Miranda Herrera

La nuevamente medallista paralímpica, Nely Miranda Herrera, a la edad de 28 años, tuvo un terrible accidente que la obligó a usar silla de ruedas, luego de que cayera de una escalera al encontrarse en su trabajo. Debido al fuerte golpe que tuvo en su cabeza contra la pared, perdió la conciencia por varios días.

En su caída sus piernas se atoraron en un barandal, lo que hizo que el tronco de su cuerpo girara al lado contrario, provocando que Nely quedara tetrapléjica y con un derrame cerebral, así como un coma de 11 días.

Al despertar, su familia y pequeño hijo de 4 años de edad la recibieron con alegría, lo que motivo a la nadadora a no dejarse vencer pese a que su vida cambió radicalmente, aunque los doctores no le daban buenos pronósticos, ella siempre confió en si misma.

Miranda Herrera tuvo que realizar terapias por medio de la natación y fue donde se descubrió que las albercas era el escenario correcto que le daba el refugio que necesitaba en su nueva vida para salir adelante y ahora tras dos décadas en la paranatación a logrado estar en la cima mundial y paralímpica.

La deportista veracruzana, llamada “Sirena”, logró lo impensable, luego de regresar a la alberca hace unos meses, tras estar sin actividad deportiva por tres años, debido a una operación a la que se sometió en febrero de 2018, por lo que su medalla es la recompensa al trabajo duro que realizó para alcanzar las marcas que lo colocaron en Tokio 2020+1.

Al regresar a entrenar bajo las instrucciones de José Peláez Ampudia, la nadadora, medallistas de bronce en Juegos Paralímpicos de Río 2016, de inmediato se puso la pilas para presentarse a competir en la Serie Mundial de Para Natación Lewisville 2021, en Texas, Estados Unidos, donde consiguió marcas mínimas en las pruebas de 50 metros dorso S4 y 150 combinado individual SM4.

Los tiempos que logró en la final de 150 combinado SM4, fue 3:33.59 y 50 dorso, 1:02.50, mientras que la final de 50m libre, categoría S4, ocupó la primera posición con tiempo de 48.38. En la de 50m pecho SB3, fue segunda con un tiempo de 1:12.70.

Si embargo debía realizar más para alcanzar su pase, por lo que debía presentarse con todo su potencial en la Serie Mundial de Para Natación en Berlín, Alemania, que se realizó en junio pasado.

Estando en competencia, dejó en claro que era la mejor del planeta al colocarse entre las mejores de dicho certamen en combinado SM4, 50 metro pecho, 50 metros dorso y 50 metros libre, logrando así el ansiado boleto para asistir a Tokio donde la mañana de martes logró colgarse la medalla de bronce paralímpica.

La máxima medallista nacional en Parapanamericanos Toronto 2015, seguirá labrando su camino en la máxima justa veraniega que se está realizando en Tokio, ya que aún tendrá actividad en tres pruebas más.

Nely logró colgarse la medalla de bronce paralímpica en Tokio | Foto: Cortesía | Conade

José Rodolfo Chessani

El camino que tomó el nacido en el municipio de Coatzacoalcos, José Rodolfo Chessani en el atletismo ha sido complicado, pero gracias al valioso respaldo de su mamá, Guadalupe García ha salido triunfante.

Deportistas paralímpicos veracruzanos, Nely Miranda Herrera y José Rodolfo Chessani García | Foto: Cortesía | Conade

Chessani ganador del oro para México en los Juegos Paralímpicos de Tokio 2020+1 en los 400 metros, clasificación T38, a los 2 años de edad, tuvo complicaciones en su cuerpo y cerebro al recibir unas vacunas pediátricas, lo que provocaron una parálisis cerebral, perdiendo la motricidad en el 50% de su cuerpo, por lo que tuvo que estar en tratamiento constante por varios años de su infancia.

Para ayudar en su recuperación de vida, por recomendación tuvo que comenzar a practicar deporte a la edad de 5 años y lo hizo en compañía de su mamá, quien actualmente es su entrenadora. Ya dentro del atletismo, José Rodolfo Chessani a sus 22 años, ha conseguido para el país medallas importantes como la plata que logró en los 400 metros en el Campeonato Mundial de Paratletismo Dubái 2019.

Así mismo en los Juegos Parapanemericanos de Lima 2019, donde alcanzó las medallas de plata y bronce lo que significó su calificación a sus primeros Juegos Paralímpicos donde ya alcanzó el oro. Para llegar a donde está, el veracruzano entrenó durante 3 horas diarias bajo la supervisión de su madre, la entrenadora Guadalupe García, quien también apoya dos hijos más, Andrés y Eduardo, que también son deportistas con discapacidad y que han sido representantes de México en competencias internacionales. Pese a que Chessani trabaja fuerte diariamente, se da tiempo de disfrutar videos juegos, ver anime y leer en sus ratos libres cómics.

Salud

Se triplican casos de dengue en veracruzanos; en seis meses van más de mil 600

Algunos municipios donde se han registrado casos de dengue son Coetzala, Amatitlán, Cosamaloapan y Platón Sánchez

Local

FGE nos ha quedado a deber todo: feministas y comunidad LGBTQ+ piden cambios

Señalan que se requieren cambios sustanciales al interior para garantizar un verdadero acceso a la justicia

Local

Suspenderán inspecciones de aguacate y mango: Comse habla de cómo afectará

Esta medida se produjo luego de que 2 funcionarios estadounidenses presuntamente fueron agredidos y detenidos

Local

Economista opina sobre disminuir la jornada laboral para mejorar la vida personal de trabajadores

En México la propuesta que se sopesó hace algunos meses pero que ahora está un tanto olvidada

Doble Vía

¡Dale amor a un michi o lomito! Invitan a familias a la Pasarela de Adopción; fecha, horario y sede

Tener un perro es compartir con un compañerito de vida por lo que se debe adoptar con responsabilidad