/ lunes 3 de octubre de 2022

Grupo preserva más de 70 especies de maíz nativo; conoce la historia

Su labor de rescate busca que familias y productores no dejen morir el maíz que se produce en México

En la búsqueda de preservar las raíces mexicanas el grupo comunitario Maíz de Colores, oriundo de San Juan Ixtenco, Tlaxcala, conserva la siembra y cultivo de más de 70 especies de maíz.

Este domingo, integrantes de este grupo se presentaron en la VIII edición de la Feria de la Milpa, realizada en Rancho Viejo, municipio de Tlalnelhuayocan, para presentar la variedad de maíces con las que cuentan.

María Cirila Angoa Cajero, una de las integrantes del grupo comunitario, explicó que desde hace más de diez años llevan a varios puntos del país sus conocimientos sobre la producción de este alimento milenario.

Para su familia la producción de este alimento no es sólo una oportunidad de obtener recursos para su manutención, sino un estilo de vida y una labor de rescate y conservación del maíz, alimento que consideran esencial en la cultura mexicana. Refirió que cada una de las especies que cultivan tiene nombre, lo que permite identificarlas de manera rápida. “Nosotros tenemos nombres para el maíz, hay blanco solo o con cola roja o naranja, rojo, amarillo, coral, pinto, naranja, negro, bueno negro tenemos de varios tonos, morado, uno que se llama sangre de Cristo, el cacahuazintle, el gallito y el amarillo, son muchas variedades las que estamos preservando”, expresó.

La variedad de maíz que han logrado producir en este grupo comunitario se debe al trabajo conjunto y los aprendizajes que obtuvieron de las generaciones anteriores, ya que los padres, abuelos, bisabuelos y tatarabuelos se dedicaban a esta misma actividad.

Pese a que sus integrantes provienen de familias diferentes, los ascendientes de ambos tenían claro que la conservación del maíz sólo podría lograrse con la enseñanza, consejos, educación y respeto a la madre tierra.

“A mí mis padres me enseñaron que el maíz es un alimento indispensable para las familias y que debe ser cultivado con amor, paciencia y mucho respeto, a veces no sale la cosecha que se espera, pero la tierra siempre es buena con aquellos que le damos el respeto que se merece, por eso nosotros conservamos la tradición de la siembra”, comentó.

La VIII Feria de la Milpa se realizó en Rancho Viejo, municipio de Tlalnelhuayocan | René Corrales

Uno de los cuidados que se tiene para la tierra como parte del respeto que ésta merece es no utilizar químicos para la producción del maíz, lo que convierte que sus cultivos sean completamente orgánicos.

“No usamos nada de químicos ni productos que dañen la tierra, usamos abonos especiales que hacemos con alimentos y compostas que aprendimos a hacer desde que éramos pequeños, nuestra intención siempre ha sido que el maíz sea natural y respetar la forma de producción que nos enseñaron porque esa será la única manera de mantener este alimento”, manifestó.

Es por ello que a la fecha en sus terrenos logran anualmente una producción mayor a las dos toneladas, cantidad que utilizan tanto para su alimentación como para la venta. Al compartir con los demás sus productos, a cada rincón del país que visitan llevan consigo semillas de maíz y productos derivados de este alimento, tales como polvo para atole, harina para pan, galletas y tortillas.

Su mayor logro es provocar el interés de las personas en conocer sus productos, pero sobre todo generar respeto por el maíz y conciencia sobre la conservación del mismo.

Hacen Feria de la Milpa

En el marco del Día Nacional del Maíz, que se conmemoró el pasado 29 de septiembre, este domingo se llevó a cabo la VIII Feria de la Milpa, en Rancho Viejo, municipio de Tlalnelhuayocan. Tras dos años de pandemia en los que la actividad se realizó de manera virtual, se desarrolló este encuentro en el que participaron productores de Veracruz y Tlaxcala.

Dicha actividad tuvo por objetivo resaltar los beneficios de la milpa y apoyar a productores que continúan cultivando el maíz para venta y consumo propio.

El mensaje fue "darle rostro a la comida", el cual tiene por objetivo que los consumidores conozcan de manera directa a los productores y decidan adquirir con ellos los alimentos para evitar intermediarios.

El punto de reunión fue la Telesecundaria Juan Amos Comenio, donde, entre otras actividades, se presentó una exposición y venta de comida tradicional de la milpa de distintos pueblos de la región cercana a Xalapa, entre ellos tamales de frijol gordo con pipián y cilantro de monte; tamales de chachana; tamales de quelite de chayote; tamales de hierba del pollo; tamales rancheros.

En esta edición los invitados de honor fueron los tamales xocos negros, blancos y amarillos, los cuales se utilizan para acompañar al mole y al pipián. Pero también hubo ensalada campesina, frijoles, quesadillas, tlayudas y deliciosos atoles agrios de maíz azul y de granillo.

Distintos platillos se prepararon y disfrutaron asistentes | Foto: René Corrales


Además, se presentaron los diferentes tipos de maíces que se producen en zonas de la entidad y el estado vecino de Tlaxcala. De Veracruz se contó con la presencia de expositores de Xico, Xalapa, Tlalnelhuayocan, Chiltoyac, Naolinco y Emiliano Zapata.


En la búsqueda de preservar las raíces mexicanas el grupo comunitario Maíz de Colores, oriundo de San Juan Ixtenco, Tlaxcala, conserva la siembra y cultivo de más de 70 especies de maíz.

Este domingo, integrantes de este grupo se presentaron en la VIII edición de la Feria de la Milpa, realizada en Rancho Viejo, municipio de Tlalnelhuayocan, para presentar la variedad de maíces con las que cuentan.

María Cirila Angoa Cajero, una de las integrantes del grupo comunitario, explicó que desde hace más de diez años llevan a varios puntos del país sus conocimientos sobre la producción de este alimento milenario.

Para su familia la producción de este alimento no es sólo una oportunidad de obtener recursos para su manutención, sino un estilo de vida y una labor de rescate y conservación del maíz, alimento que consideran esencial en la cultura mexicana. Refirió que cada una de las especies que cultivan tiene nombre, lo que permite identificarlas de manera rápida. “Nosotros tenemos nombres para el maíz, hay blanco solo o con cola roja o naranja, rojo, amarillo, coral, pinto, naranja, negro, bueno negro tenemos de varios tonos, morado, uno que se llama sangre de Cristo, el cacahuazintle, el gallito y el amarillo, son muchas variedades las que estamos preservando”, expresó.

La variedad de maíz que han logrado producir en este grupo comunitario se debe al trabajo conjunto y los aprendizajes que obtuvieron de las generaciones anteriores, ya que los padres, abuelos, bisabuelos y tatarabuelos se dedicaban a esta misma actividad.

Pese a que sus integrantes provienen de familias diferentes, los ascendientes de ambos tenían claro que la conservación del maíz sólo podría lograrse con la enseñanza, consejos, educación y respeto a la madre tierra.

“A mí mis padres me enseñaron que el maíz es un alimento indispensable para las familias y que debe ser cultivado con amor, paciencia y mucho respeto, a veces no sale la cosecha que se espera, pero la tierra siempre es buena con aquellos que le damos el respeto que se merece, por eso nosotros conservamos la tradición de la siembra”, comentó.

La VIII Feria de la Milpa se realizó en Rancho Viejo, municipio de Tlalnelhuayocan | René Corrales

Uno de los cuidados que se tiene para la tierra como parte del respeto que ésta merece es no utilizar químicos para la producción del maíz, lo que convierte que sus cultivos sean completamente orgánicos.

“No usamos nada de químicos ni productos que dañen la tierra, usamos abonos especiales que hacemos con alimentos y compostas que aprendimos a hacer desde que éramos pequeños, nuestra intención siempre ha sido que el maíz sea natural y respetar la forma de producción que nos enseñaron porque esa será la única manera de mantener este alimento”, manifestó.

Es por ello que a la fecha en sus terrenos logran anualmente una producción mayor a las dos toneladas, cantidad que utilizan tanto para su alimentación como para la venta. Al compartir con los demás sus productos, a cada rincón del país que visitan llevan consigo semillas de maíz y productos derivados de este alimento, tales como polvo para atole, harina para pan, galletas y tortillas.

Su mayor logro es provocar el interés de las personas en conocer sus productos, pero sobre todo generar respeto por el maíz y conciencia sobre la conservación del mismo.

Hacen Feria de la Milpa

En el marco del Día Nacional del Maíz, que se conmemoró el pasado 29 de septiembre, este domingo se llevó a cabo la VIII Feria de la Milpa, en Rancho Viejo, municipio de Tlalnelhuayocan. Tras dos años de pandemia en los que la actividad se realizó de manera virtual, se desarrolló este encuentro en el que participaron productores de Veracruz y Tlaxcala.

Dicha actividad tuvo por objetivo resaltar los beneficios de la milpa y apoyar a productores que continúan cultivando el maíz para venta y consumo propio.

El mensaje fue "darle rostro a la comida", el cual tiene por objetivo que los consumidores conozcan de manera directa a los productores y decidan adquirir con ellos los alimentos para evitar intermediarios.

El punto de reunión fue la Telesecundaria Juan Amos Comenio, donde, entre otras actividades, se presentó una exposición y venta de comida tradicional de la milpa de distintos pueblos de la región cercana a Xalapa, entre ellos tamales de frijol gordo con pipián y cilantro de monte; tamales de chachana; tamales de quelite de chayote; tamales de hierba del pollo; tamales rancheros.

En esta edición los invitados de honor fueron los tamales xocos negros, blancos y amarillos, los cuales se utilizan para acompañar al mole y al pipián. Pero también hubo ensalada campesina, frijoles, quesadillas, tlayudas y deliciosos atoles agrios de maíz azul y de granillo.

Distintos platillos se prepararon y disfrutaron asistentes | Foto: René Corrales


Además, se presentaron los diferentes tipos de maíces que se producen en zonas de la entidad y el estado vecino de Tlaxcala. De Veracruz se contó con la presencia de expositores de Xico, Xalapa, Tlalnelhuayocan, Chiltoyac, Naolinco y Emiliano Zapata.


Local

Para evitar la violencia, municipios promueven empoderamiento económico y educación de veracruzanas

La violencia económica contra mujeres ocupa el tercer lugar en número de incidencias, después de la violencia psicológica y física

Local

Tramo Orizaba-La Esperanza es foco rojo para conductores; se registran hasta dos robos diarios

Aunque se han implementado nuevas estrategias para tratar de disuadir los robos, no han dado los resultados esperados

Local

Sembrando Vida sigue, pero cambiarán las reglas: especialista enlista cambios al programa

Actualmente en Veracruz son aproximadamente 33 mil productores beneficiarios que han sembrado café con alrededor de 20 mil hectáreas

Cultura

Hacerlo a pesar del miedo: ilustradoras envían mensajes de lucha y sororidad a través de sus carteles

Llaman a las niñas, adolescentes y jóvenes como ellas a salir de la zona de confort a pesar del miedo y saber que no están solas

Turismo

Costa Esmeralda, Centro Histórico de Veracruz y El Tajín se vuelven populares para turistas

Se ha dado impulso a las maravillas que ofrece Veracruz, desde sus playas y montañas hasta su riqueza cultural y gastronómica

Deportes

Deadlift Xalapa, competencia en beneficio para adultos mayores; entérate de qué se trata

Será el 4 de agosto en el Gimnasio Municipal de Halterofilia “Fouad Hakim Santiesteban” de Xalapa